BRÚJULA CON MOTOR


Como muchos conocen la brújula es un instrumento mágico en el que una aguja imantada es capaz de alinearse con el invisible campo magnético de la tierra y apuntar en una sola dirección. De esta manera la aguja marca siempre al Norte y orienta a caminantes, marinos y pilotos.

Cuando observamos las actividades de la oposición a Chávez tenemos que concluir que la brújula que usa y guía sus pasos debe tener un motor que la mueve en cualquier dirección. Casi todos los opositores al actual régimen coinciden en que es autoritario, que destruye la democracia, que va hacia el comunismo, que es ineficiente y muchos etcéteras. Esto haría esperar que el objetivo debería ser salir del régimen lo antes posible. Ese sería el Norte, pero cuando las cosas empiezan a tomar forma electoral pareciera que la confusión emerge y cada líder ve a la brújula apuntando en la dirección que a él le gusta o conviene. Cada líder opositor va por su lado y cuando algún periodista pregunta cual es la razón la respuesta es siempre la misma: “bueno lo que pasa es que nosotros estamos acostumbrados al pluralismo democrático y a la diversidad de ideas”.

Por estos días, frente a un posible evento electoral para elegir diputados, la brújula gira más rápido haciendo que se evidencie la falta de un propósito común. Un tímido intento para seleccionar candidatos unitarios se convierte en un océano de palabras que no concretan y se llega a la sorprendente “solución” de que los candidatos se elegirán usando “cualquier método” sea el consenso, las encuestas, las primarias, carreras de saco o el poder del Santo Niño de Atocha.

Porqué ocurre esto??. Es muy probable que se deba a un conflicto entre las genuinas ganas de salir de Chávez y la necesidad de sobrevivir como organización política o como individuo. En consecuencia la unidad de la oposición es difícil pues cada quién está totalmente de acuerdo en elegir un candidato único siempre y cuando sea el suyo.

Y así la gran mayoría del País se encuentra atrapada entre un Gobierno forajido con un Presidente que se cree Bolívar reencarnado y con el fracasado modelo cubano atornillado al coco y, por el otro lado, flanqueados por un grupo de líderes opositores que dan la impresión que su mayor preocupación cuando se cepillan los dientes es si estarán hoy en los medios de comunicación pelándose una figuración inútil dirigiendo unos partidos que no van más allá del 3 o 4 % de simpatías.

Salir de Chávez o salir en televisión?. A Hamlet le habría gustado la pregunta. Si los líderes de oposición fijaran como único norte el salir de Chávez todo se aclararía y todo se acordaría. Así que, mis estimados líderes, de ustedes depende que Venezuela se pierda en la ruta comunista o se salve con una contundente victoria en la Asamblea Nacional. Hablen menos y pónganse de acuerdo.

Eugenio Montoro
montoroe@yahoo.es

RECIBIDO POR CORREO

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Simón Bolívar: “Maldito el soldado que dispare contra su pueblo"

LEY DE LAS MARCHAS Y/O PROTESTAS

Artículo 328 de La Constitucion de la Republica Bolivariana de Venezuela