De conceptos y de idiotas




Juro que me sentí atribulado, en el sentido que yo suelo darle a esta palabra: inconsolable y adolorido, cuando leí las declaraciones de los diputados que diferenciaron entre: "El socialismo es lo mismo que el comunismo", declarado por el Cardenal Urosa; y "El socialismo es lo mismo que el comunismo", declarado por Fidel Castro, en la entrevista para el canal del Estado realizada por las estrellas del periodismo oficial.

Una diputada, nadie sabe cómo, entendió que: "El socialismo es lo mismo que el comunismo", cuando María (ese es el nombre de pila de la diputada), que escucha entre líneas, lo cual es una rareza, le vio la cara al "cura ese", le notó la mala intención de jodernos y de manipularnos, pues lo que el cura nos quiso decir, y esto es importante, pues ahora descubrimos que María, más que profesora y diputada, es médium, es que los comunistas se comen a los niños.

En cambio, lean bien, cuando Fidel dijo: "El socialismo es lo mismo que el comunismo", observen la delicadeza de cada palabra, el contexto espacio temporal, lo sincrónico y lo diacrónico (¡veeergación!). Pero no tengo de que quejarme, pues, yo no tengo otra imagen del intelectual chavista que la de Cantinflas, con el perdón de Mario Moreno.

Las declaraciones del resto de los diputados son de verdad antológicas, palabras más, palabras menos: el socialismo es un sistema, no un modelo, la democracia sí es un modelo, pero no es un sistema, entonces, el modelo siendo no sistema termina modelando sistemáticamente lo sistémico del sistema... y allí está el detalle, porque siendo el sistema modelísticamente un modelo sistémicamente sistemático entonces el sistema se modeliza y el modelo se sistematiza y ... Allí está el detalle.

Voy hacerle un regalo a María, a quien a pesar de todo le tengo aprecio, se trata de una frase de Lenin, no sólo para que enmiende a Fidel, a Chávez, e incluso al cardenal, quien sin proponérselo les ha dado una lección de teoría social y política, sino para que puedas decir con propiedad que aquí no hay comunismo. Bien, María, Lenin decía que no había comunismo sin electricidad. Con esto refutarías a todos aquellos opositores, cardenales y canarios, que dicen que aquí hay un comunismo. Si no que lo diga la gente de Punto Fijo, Oriente, Los Andes, los Llanos, Zulia, el estado Bolívar y hasta la Colonia Tovar.

Énder Arenas Barrios /Sociólogo /enderarenas@hotmail.com

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Simón Bolívar: “Maldito el soldado que dispare contra su pueblo"

Artículo 328 de La Constitucion de la Republica Bolivariana de Venezuela

LEY DE LAS MARCHAS Y/O PROTESTAS