¿Por qué se perdieron las gobernaciones?




O quizás, mejor pregunta sería ¿por qué no se iban a perder? En primer lugar, las misiones y programas sociales compra votos, y los regalos depravados ofrecidos a la población, requerían de una cuantiosa inversión que la oposición no tenía y que el sector oficialista consiguió al embargar al país para obtenerla. En este sentido, la competencia era desleal e imposible de equiparar. Y en un país donde la mayoría de la población está empobrecida, prefieren que le den el pez en vez de aprender a pescar. Y además, a caballo regalado no se le mira el diente.
A las gobernaciones de la oposición se les estrangulaba con los presupuestos y otras entradas que les correspondían legalmente. Era evidente para la población que el chavismo favorecía sólo a los entes socialistas. Las otras entidades rojas rojitas como PDVSA y filiales, CANTV, ENELCO, Puertos, Aeropuertos, Hidrolago, Corpozulia y deje usted de contar, boicoteaban como podían, la gestión gubernamental local. Aparte de que la propaganda inclemente a través de la amplia red comunicacional era un continuo lavado de cerebro.
Como consecuencia, era obvio deducir que el estado que no fuera chavista le harían la vida imposible. Y eso fue quizás la parte más impactante de la campaña del nuevo gobernador triunfante. Una empleada pública que obtuvo su puesto hace 17 años con Manuel Morales, me manifestó que ya estaba cansada de tanta peleadera y que había votado por el chavismo porque la gran mayoría de la nación no podía estar equivocada..
Un ejemplo patético fue el alcalde encargado de Lagunillas (20 años en Copei) quien saltó la talanquera a cambio de los 27 millones que le adeudaban para el pago del personal. “Aquí se acabó el interés de uno para sacrificar el de todos”, exclamó. Así también pensarán los empresarios de todos los tamaños que tendrán que calarse seis años de obstáculos y agresiones.
El mensaje es que hay que aceptar esta dolorosa verdad y replantearse todas las estrategias porque indudablemente que vamos camino a perder las alcaldías y las próximas presidenciales. Que oiga quien tiene oídos…





  Verdades Dolorosas                                                    
  Ernesto García Mac Gregor




x

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Simón Bolívar: “Maldito el soldado que dispare contra su pueblo"

Artículo 328 de La Constitucion de la Republica Bolivariana de Venezuela

LEY DE LAS MARCHAS Y/O PROTESTAS