¿CÓMO PUEDEN SER TAN BRUTOS?









El Socialismo del Siglo XXI, idea popularizada por el innombrable, cayó en desuso porque su creador, Heinz Dieterich, hoy en día  predice la derrota del chavismo. La otra frase famosa de “patria socialismo o muerte” también fue olvidada debido a que la última lúgubre palabra daba sensación se cercanía a lo inevitable.   

 Demás está decir que socialismo es comunismo. Se trata de esa pueril y estúpida fantasía que embarcó a mitad de la humanidad durante más de medio siglo para posteriormente fracasar en todos los países donde se adopto. El plan concebido en el Foro de Sao Pablo en 1990, consiste en convertir a Latinoamérica en un baluarte comunista lo cual se está logrando en parte gracias a la petrochequera venezolana.  

En nuestro país, este comunismo se está implantando mediante el populismo descarado y la demagogia depravada, que se fundamentan en halagos, promesas y dádivas dirigidos a manipular masas populares ignorantes mediante políticos sinvergüenzas. Porque desde el punto de vista práctico, el populismo sólo puede aplicarse donde exista un pueblo poco preparado, y mucho dinero para regalar, como es el caso  de Venezuela. Por desgracia, aquí hay reales para repartir que da miedo y cuando falte, se hipoteca el país de por vida a China o Rusia.

Se trata de un plan fríamente calculado cuya meta es destruir al sector privado y colocar a toda la población bajo la dependencia directa del dictador, quién por desgracia, además de ser un pésimo gerente no tiene sucesores, ya que ninguno de los que lo rodean posee esa descocada vocación mesiánica que se necesita para salir a conquistar ingenuos. La popularidad y el poder que logra un líder son proporcionales a la idiotez de sus habitantes

Cuando el reparto sea insuficiente para mantener a un pueblo anestesiado y mal acostumbrado, todo se derrumbará y volveremos a retroceder más pobres, desesperados y dependientes que antes. La historia muestra que ningún país próspero se ha fundamentado en estos principios para alcanzar su desarrollo. ¿Cómo pueden ser tan brutos? Que oiga quien tiene oídos…





Ernesto García Mac-Gregor

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Simón Bolívar: “Maldito el soldado que dispare contra su pueblo"

LEY DE LAS MARCHAS Y/O PROTESTAS

Artículo 328 de La Constitucion de la Republica Bolivariana de Venezuela