“Ley antidecencia”


Que sale más fácil y barato sancionar a los pocos decentes que a los muchos corruptos.
Que las personas decentes avergüenzan a los corruptos haciéndoles sentir moralmente mal.
Que este es el país de Jauja, donde todo va al revés,
Decretamos la presenta ley antidecencia que se regirá por los siguientes artículos:
Art.1. Se considera persona decente todo aquel que no haya participado de actos deshonestos en la administración pública o privada, no haya sobornado ni se haya dejado sobornar y cumpla con las leyes existentes.
Art.2. Toda persona decente será sancionada con la afectación del objeto de su decencia. Si se trata de un productor, será expropiado; si se trata de un funcionario decente, será inhabilitado; si se trata de un docente universitario y/o investigador científico, será acorralado salarialmente hasta que se rinda o se vaya al exterior.
Art.3. Todo aquel que nunca haya pedido el cupo de CADIVI será considerado automáticamente sospechoso de delito de honestidad, salvo prueba en contrario. Deberá ser sometido a cuarentena y examinado rigurosamente con psiquiatras y se le harán pruebas de laboratorios cada 15 días hasta encontrar la causa de su deterioro mental.
Art.4. En la frontera, todo el que no comercie con la gasolina y/o no use su cupo de combustible racionalmente de forma que denote que no lo está vendiendo, será condenado a arresto domiciliario, es decir, le será recortado el número de litros hasta que materialmente no pueda salir de su casa.
Art.5. Todo aquel funcionario que no haya prevaricado o negociado comisiones, ni practicado nepotismo, ni usado bienes públicos en beneficio propio, será objeto de sanción moral y será tenido hasta el fin de sus días como un rolitranco e pendejo.
Art. 6. Ponemos a disposición ciudadana la línea telefónica 800- decente para que sean denunciados todo aquellos contrarrevolucionarios que se las dan de tramparentes e incluso aquellos que efectivamente lo sean, que los hay porque se han visto casos.
En este mismo acto decretamos la creación del monumento al corrupto desconocido. Allí se realizará una ofrenda floral cada vez se celebre un nuevo aniversario de la aprobación de la presente ley. Dicha ofrenda será facturada al ministerio respectivo y también, paralelamente al que no lo es, pero nunca colocada.
Dado y firmado, pero no sellado, puesto que el sello se lo llevo un funcionario para expedir unos certificados falsos a nombre de esta asamblea.
Dios y federación, pero mas que todo federación.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Simón Bolívar: “Maldito el soldado que dispare contra su pueblo"

Artículo 328 de La Constitucion de la Republica Bolivariana de Venezuela

LEY DE LAS MARCHAS Y/O PROTESTAS